¿Qué son los implantes dentales?


Implantes dentales osteointegrados


¿Qué es un implante dental?

Segun las clinicas de implantes dentales, un implante dental es: Una raíz artificial fabricada en titanio comercialmente puro, que permite reponer dientes perdidos. El titanio es un material biocompatible, de aplicación en otros muchos campos de la medicina, que es aceptado por el cuerpo humano sin producir reacciones de rechazo, por lo cual es ampliamente aceptado por las clinicas de implantes dentales.

Debemos tener claro que el objetivo final es la reposición de los dientes y por lo tanto el implante es una herramienta que debe ser planificada para obtener ese objetivo final, por ello solo debe ser realizado en clinicas de implantes dentales de garantia.

Esquema de un implante dental. Imagen radiográfica y su correspondiente imagen, realizada en una clínica de implantes dentales, sobre un incisivo central trascurridos cinco años desde su instalación:

En la mayoría de las clinicas de implantes dentales, la colocación de los implantes dentales es un proceso rápido, sencillo e indoloro y que se realiza bajo anestesia local.

La instalación de los implantes puede realizarse de dos maneras:

  • Implantes inmediatos o lo que es lo mismo, en una misma cita extraemos el diente, limpiamos el alveolo e instalamos el implante. En zonas donde la estética es importante, frecuentemente se completa el procedimiento con técnicas para evitar el colapso (hundimiento) de la zona. Si el diente que tenemos que extraer presenta un proceso infeccioso o existe una cantidad inadecuada de hueso que impide la correcta instalación del implante no podremos realizar este protocolo.
  • Implantes diferidos son aquellos que instalamos cuando, tras la extracción dental, ha cicatrizado el hueso y la encía de la zona.

Paciente joven, referido a la consulta por presentar fractura en un premolar superior que su dentista consideró no restaurable. En un mismo acto se le extrajo el diente, se instaló el implante y se colocó una corona provisional inmediata. Este es un buen ejemplo de cómo en las clínicas de implantes dentales se restauran piezas que de otro modo se hubieran perdido.

Diagnóstico y planificación

El éxito final se sustenta en un correcto diagnóstico y planificación.


Previamente a la cirugía, debemos hacer una valoración diagnóstica del caso a tratar ya que, como hemos referido anteriormente, el objetivo no es colocar un implante de dientes en el hueso, si no que este sirva de anclaje para reponer los dientes ausentes de nuestros pacientes mediante prótesis.

Por esto, el estudio y planificación de un paciente que necesita una rehabilitación oral mediante implante de dientes precisa de:

  • La realización de una exploración oral.
  • Toma de registros / modelos de la situación de la boca del paciente para la realización de un «encerado diagnóstico» (simulación previa de la prótesis final mediante dientes de cera).
  • La realización de radiografías intraorales, una ortopantomografía y, en los casos en que este indicado, la realización de un scanner dental que nos permita obtener una imagen 3D para determinar el volumen óseo disponible, realizar una planificación virtual de la cirugía, así como de los procedimientos complementarios a la instalación del implante de dientes que el caso requiera.

 

Encerado, diagnóstico previo a la instalación del implante de dientes, e imagen del resultado final. Podemos observar la gran similitud entre lo planificado y lo conseguido.

Reconstrucción en 3D del proceso alveolar y la férula quirúrgica tras la realización de un «scanner» dental a un paciente. Sobre esta base planificaremos virtualmente la instalación del implante de dientes.

Rehabilitación protésica


La colocación de la prótesis dental posterior a la instalación de los implantes se podrá realizar de acuerdo a dos protocolos: Un protocolo tradicional de carga o bien lo que se conoce como protocolo de carga inmediata.

De acuerdo al procedimiento tradicional de instalación de implantes, el éxito en este tipo de tratamiento requería, entre otras condiciones, de un periodo de reposo (sin recibir fuerzas) de 4 a 6 meses desde la colocación de los implantes hasta la colocación de la prótesis dental. Sin embargo, desde hace más de 10 años, numerosas publicaciones científicas han demostrado la posibilidad de instalar implantes y colocar una prótesis dental provisional inmediata, dentro de las 48 horas posteriores a la instalación de dichos implantes, lo que se ha denominado carga inmediata. Lo realmente importante es que el pronóstico de este protocolo de instalación de implantes, bajo ciertas premisas, es tan predecible como con el protocolo tradicional, permitiendo a los pacientes disfrutar de dientes fijos desde el principio.

Esta técnica requiere el conocimiento de la biología que ocurre tras la extracción de un diente y una gran experiencia por parte del cirujano. La perdida ósea que fisiológicamente ocurrirá tras la extracción dental requerirá, en numerosas ocasiones, la realización de un injerto de tejidos duros y blandos (hueso y encía) para reconstruir el volumen que se va a perder.

Los requisitos para realizar carga inmediata los podemos concretar en los siguientes aspectos:

  • Salud de las encías. No podemos colocar implantes con una enfermedad periodontal activa.
  • Adecuada condición ósea que nos permita conseguir una estabilidad primaria de los implantes.
  • Ausencia de procesos infecciosos en la zona.
  • En los casos de desdentados totales, debemos poder instalar un número suficiente de implantes y poderlos distribuir adecuadamente en el maxilar.

Las principales ventajas de la carga inmediata son fundamentalmente dos:

  • Estética: La instalación de una prótesis dental fija nos permite ir remodelando la encía para obtener un mejor resultado estético. Así en la mayoría de los casos, en manos de un profesional con experiencia, podemos minimizar el colapso de la encía que ocurre tras las extracciones, aunque no la remodelación ósea.
  • Funcional: Desde un principio los dientes fijos permiten restaurar la función masticatoria de una manera más eficaz.

Por lo tanto, serán las necesidades del paciente, la localización de los implantes y las características anatómicas del caso las que, después de discutirlo con el paciente, nos hagan decidirnos por un protocolo u otro. Cuando se proceda en un protocolo tradicional el paciente podrá utilizar una prótesis dental provisional.

Una vez instaladas las prótesis dentales, su perdurabilidad en el tiempo va a estar básicamente determinada por el control de placa del paciente y por lo tanto se precisa un compromiso por parte del paciente para llevar una correcta higiene dental y acudir a un programa de mantenimiento reglado en la consulta.

Paciente adulto que es remitido a nuestra consulta para tratar su patología periodontal y reponer los dientes con mal pronóstico mediante implantes. Tras la terapia periodontal básica y la mejora en el control de placa, procedimos a realizar las extracciones de los centrales, la instalación de una prótesis dental provisional (en la imagen tras un mes de cicatrización) y la remitimos a su dentista para la restauración definitiva. Podemos observar la estabilidad clínica y radiológica del resultado tras cinco años de función.

Casos clínicos

Solo un diente o toda la boca, la colocacion de implantes dentales te devuelve tu mejor sonrisa.


Solo un diente o toda la boca, la colocacion de implantes dentales te devuelve tu mejor sonrisa

La historia de la colocacion de implantes moderna, con  base científica, comenzó tratando de solucionar los problemas de función masticatoria que presentaban los pacientes totalmente desdentados, sobre todo en el maxilar inferior. Pero la alta predictibilidad de los resultados obtenidos llevó a los profesionales a ir aumentando las indicaciones de los mismos a otras situaciones.

Hoy en día, desde la Implantología podemos afrontar situaciones muy variables, desde la reposición de un único diente (implante unitario) hasta la perdida de todos los dientes, pasando por situaciones intermedias donde nos falten varios dientes en una zona determinada de la boca y además, en condiciones anatómicas que hace unos años nos hubieran impedido colocarlos.

Gracias a los avances científicos ocurridos en la colocacion de implantes dentales. En todos estos casos el porcentaje de supervivencia y éxito a largo plazo es muy alto.

Implante unitario: reposición de un solo diente


La reposición de un diente aislado mediante implantes dentales unitarios, es una alternativa que el paciente puede escoger, y que tiene como principal ventaja frente a otras modalidades terapéuticas, que no se necesita eliminar esmalte dental sano de los dientes contiguos.

Además es cómodo para el paciente y, en la mayoría de los casos, podemos obtener resultados estéticos con procedimientos mínimamente invasivos y altamente predecibles, en manos de un profesional con experiencia.

Perdida de un incisivo central por periodontitis (piorrea).Tras conseguir la salud gingival se procedió a la instalación de un implante y a la realización de un injerto en la encía para la reconstrucción de la zona atrofiada. Se instaló asimismo un diente provisional inmediato (en la imagen tras dos meses de su colocación). Podemos ver la estabilidad del resultado en la prótesis definitiva seis años después de su instalación.

Rehabilitación implanto-soportada múltiple: ausencia de varios dientes


Cuando son varios los dientes perdidos, los podemos reponer mediante la instalación de una prótesis soportada por implantes de dientes.

Dependiendo del número de dientes ausentes, la localización de la zona y del hueso disponible determinaremos el número de implantes de dientes que se necesitan, así como de la necesidad de realizar procedimientos complementarios para mejorar el resultado estético y funcional.

Con este procedimiento podemos evitar que nuestros pacientes tengan que utilizar prótesis removibles (no fijas) o tener que tallar (desgastar) dientes con un esmalte dental sano.

Paciente que acude a la consulta para reponer mediante implantes los incisivos centrales perdidos por un traumatismo. Podemos observar el buen resultado estético final trascurridos siete años.

Rehabilitación implanto-soportada completa: edéntulos totales


La perdida de todos los dientes ha supuesto para muchos personas serias dificultades para tener una función masticatoria correcta. Asimismo, les ha impedido llevar una vida social satisfactoria ya que la terapia tradicional, es decir reponer los dientes perdidos mediante una prótesis completa removible, les restaba confianza en si mismos y les provocaba inseguridad, además de molestias, llegándose a acuñar el termino de «inválido oral».
Fue para tratar a este tipo de pacientes donde se indicó inicialmente la terapia con implantes dentales en Bilbao. Desde entonces hemos avanzado muchísimo, tanto en el diseño de la prótesis como en el tipo de material utilizado.

Hoy en día podemos rehabilitar a la gran mayoría de este tipo de pacientes mediante prótesis fijas sobre implantes, aunque bien es cierto que en un gran porcentaje precisarán técnicas complementarias para ganar el hueso o la encía perdidas por las enfermedades que les han llevado a la perder sus dientes o simplemente por la reabsorción fisiológica de los maxilares que ocurre tras la pérdida de los dientes.

Paciente totalmente edéntulo que fue rehabilitado, tras la instalación de implantes en el maxilar superior e inferior, con dos tipos diferentes de prótesis (prótesis ceramo-metálica superior e hibrida inferior). Podemos observar un detalle de los implantes y los pilares protésicos antes de la instalación de la prótesis superior